Rebelión contra el centralismo

 

Pulse aquí para acceder al índice general del libro.

En esta página web no están incluidos los gráficos, tablas, mapas, imágenes y notas de la edición completa.

Pulsando aquí puede acceder al texto completo en formato PDF (269 páginas, 1 Mb)

Alfonso Klauer

Voz y fuerzas externas

Sin embargo, la Conquista, primero, y la Guerra de Independencia, después, han permitido mostrar cuán gravitante resulta el contexto internacional o, si se prefiere, la suma de las variables externas que actúan sobre nuestro país. Contra lo que la inmensa mayoría de los peruanos sigue creyendo, una tremenda debilidad de las fuerzas internas del país se puso en evidencia en ambas circunstancias, por lo menos en comparación con las fuerzas externas que se hicieron presentes en cada una de ellas: el imperio español, en el primer caso; y, en lucha contra España, la confluencia de intereses de los imperialismos inglés y francés, en el segundo.

Y no es ninguna casualidad que en la peor tragedia del Perú Republicano, en la infausta Guerra del Pacífico, estuviera también presente, decididamente presente, la mano del imperialismo inglés del lado de Chile. Dicha alianza, debemos tenerlo claro, se concretó para recuperar la riqueza salitrera que, traicionando su reiteradamente proclamado liberalismo, absurda e inicuamente había expropiado el gobierno de Manuel Pardo. Éste, en un ciego e iluso propósito de reparar lo irreparable, ante la magnitud del despropósito y la pequeñez de nuestras fuerzas, de manera frívola y una vez más equivocado, proclamaba entre sus amigos –como recuerda Macera –, que confiaba en sus dos verdaderos blindados: Argentina y Bolivia.

Y con ésta, efectivamente, se había celebrado un pacto secreto en 1873. Sorprendentemente, “aquellos mismos cuyos abuelos se opusieron a la Confederación Perú–Boliviana, tuvieron la máxima frivolidad de negociar a deshora un pacto con Bolivia” –sostiene siempre Macera –.

Pues bien, a la luz de la experiencia histórica, resulta axiomático que los grandes cambios que se dan o pueden darse en el país están supeditados al apoyo que los objetivos correspondientes reciben desde el exterior. Pero más exactamente aún, a que la correlación internacional de fuerzas sea decididamente favorable.

Ello una vez más ha quedado demostrado en el lustro que acaba de transcurrir: sólo cuando Estados Unidos y la Comunidad Europea, pero sobre todo el primero, tomaron la decisión de retirar todo su apoyo, e incluso luchar contra el gobierno fuji–montesinista, éste se vino abajo irremediablemente y con estrépito.

Por cierto esos protagonistas se han cuidado y cuidarán durante mucho tiempo de admitirlo explícitamente (hasta que llegue la hora de “desclasificar” los documentos correspondientes, porque los pocos que han sido difundidos no lo revelan). Pero no importa.

Ya sabemos cuán poco creíble es el discurso explícito (téngase presente que, a la luz de la lógica que venimos desarrollando, los documentos “clasificados” forman parte del discurso implícito).

Entre tanto, y en complicidad con afanes protagónicos domésticos, en unos casos; y con miopía, en otros; se seguirá insistiendo ante la población que “la difusión del video (...) trajo abajo la larga dictadura” –como afirma Paredes Castro –.

La Guerra de Independencia y la lucha contra la mafia fuji–montesinista tienen un símil: se ganaron con el decidido apoyo de fuerzas externas. Mas tenemos obligación y derecho de reclamar una diferencia sustantiva: más notoriamente que en el primer caso, en el segundo muchos sectores de las fuerzas internas jugaron un papel preponderante. Mientras que en la Guerra de Independencia ese rol casi sólo le cupo a un numéricamente minúsculo círculo de criollos, contra la mafia gansteril se pronun ció viva y militantemente un amplísimo espectro del pueblo pe-ruano. Masas y medios A diferencia de las luchas previas a la Independencia, y de las luchas en los primeros años de la República, la lucha por derribar al nefasto y corrupto régimen fuji–montesinista ha mostrado un convergente y amplio frente de protagonistas al interior del país, como nunca antes se había dado en nuestra historia.

Y, a tono con el momento histórico que vivimos, tras múltiples pero igualmente responsables liderazgos, pero sin que se pueda desconocer el liderazgo descollante de Alejandro Toledo, recurriéndose sólo y limpiamente a formas democráticas de lucha. La violencia sólo estuvo del lado de la mafia que desesperada se aferraba al poder.

Es todavía el nuestro un país social y políticamente muy heterogéneo. Y sigue deplorablemente equipado en vías de comunicación. Los medios de comunicación masiva, sin embargo, han mejorado muchísimo respecto del pasado, habiendo permitido remontar barreras antaño infranqueables.

En efecto, más allá de los medios que logró corromper la mafia en el poder, a otros pocos les cupo desempeñar un papel decisivo en la lucha por la recuperación de la democracia formal. Sería tanto absurdo y necio, como erróneo, negar el meritorio rol cumplido por el diario El Comercio, por Canal N, los diarios La República y Liberación y la revista Caretas.

Ello, no obstante, no implica que necesariamente los intereses de quienes los dirigen sean idénticos a los de las grandes mayorías nacionales. No lo son ni tienen porqué serlo. La actuación de dichos medios y de las masas en las calles sólo prueba que había convergencia en el objetivo de luchar por la recuperación del Estado de Derecho.

Falta aún mucho por recorrer en el camino a desarrollar y consolidar una democracia que supere a la simplemente formal hoy vigente. Entre tanto, han sido precisamente los mismos medios los que más y mejor informaron al país durante las marchas de las primeras semanas del gobierno del presidente Toledo.

Terminemos entonces de recopilar las importantes lecciones que se desprenden de esas movilizaciones.

Grupo EUMEDNET de la Universidad de Málaga Mensajes cristianos

Venta, Reparación y Liberación de Teléfonos Móviles
Enciclopedia Virtual
Economistas Diccionarios Presentaciones multimedia y vídeos Manual Economía
Biblioteca Virtual
Libros Gratis Tesis Doctorales Textos de autores clásicos y grandes economistas
Revistas
Contribuciones a la Economía, Revista Académica Virtual
Contribuciones a las Ciencias Sociales
Observatorio de la Economía Latinoamericana
Revista Caribeña de las Ciencias Sociales
Revista Atlante. Cuadernos de Educación
Otras revistas

Servicios
Publicar sus textos Tienda virtual del grupo Eumednet Congresos Académicos - Inscripción - Solicitar Actas - Organizar un Simposio Crear una revista Novedades - Suscribirse al Boletín de Novedades
 
Todo en eumed.net:
Eumed.net

Congresos Internacionales


¿Qué son?
 ¿Cómo funcionan?

 

15 al 29 de
julio
X Congreso EUMEDNET sobre
Turismo y Desarrollo




Aún está a tiempo de inscribirse en el congreso como participante-espectador.


Próximos congresos

 

06 al 20 de
octubre
I Congreso EUMEDNET sobre
Políticas públicas ante la crisis de las commodities

10 al 25 de
noviembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Migración y Desarrollo

12 al 30 de
diciembre
I Congreso EUMEDNET sobre
Economía y Cambio Climático

 

 

 

 

Encuentros de economia internacionales a traves de internet


Este sitio web está mantenido por el grupo de investigación eumednet con el apoyo de Servicios Académicos Internacionales S.C.

Volver a la página principal de eumednet