LA MICROECONOMÍA


Bernard Guerrien

¿Otros agentes?

Consumidores-hogares y productores-empresas son los agentes principales, fundamentales, de la microeconomía a los cuales busca referirse con frecuencia. De tal manera que todo intermediario entre la producción y el consumo, del pequeño vendedor hasta el hipermercado, se considera como una empresa que compra a los productores y revende a los consumidores su producción; su función de producción consiste entonces en la actividad de almacenamiento remunerado con la diferencia entre los precios de compra y venta de los bienes. De la misma manera un banco “produce” créditos a partir de los depósitos que recibe, una compañía de seguros “produce” indemnizaciones a partir de las primas que cobra, etc.

No obstante hay un “agente” que no se puede tratar de esta manera: el Estado. En tanto su función esencial es fijar las reglas de juego y vigilar su cumplimiento, no se puede reducir a una función de consumo o de producción. Por lo demás, hemos podido constatar su carácter indispensable en el modelo de competencia perfecta donde el Estado es representado por el subastador.

Ahora, es cierto que existe una corriente de microeconomistas, como la escuela denominada del “Public Choice” de James Buchanan (1919- )y Gordon Tullock (1922- ) que ven en el Estado un agrupamiento de individuos que tienen sus propios intereses y a los cuales se les puede aplicar la misma interpretación -del individualismo metodológico- como se hace en la lectura habitual para los agentes básicos.

No obstante, proceder de esa manera implica hacer desaparecer al Estado en tanto entidad particular que se diferencia de la masa mas o menos indiferenciada de los individuos. Sobre todo, no se hace mas que aplazar el problema ya que si se considera al Estado mismo como una especie de mercado, cualquiera que sea el contenido que se le dé a esta expresión, se debe precisar la forma de organización de este “mercado” y, particularmente, la instancia que la supervisa. Dicho de otra manera, todo modelo microeconómico supone una forma de organización social que se traduce en leyes, normas o convenciones, con frecuencia implícitas, entre los individuos, alguno de los cuales son necesariamente el garante. Así pues, en el modelo de competencia perfecta, cada uno está obligado -o lo acepta voluntariamente- a someterse al subastador antes de efectuar cualquier transacción; ninguna persona cuestiona la estructura de los derechos de propiedad, tal como aparece en las “dotaciones iniciales” de los hogares. Hay acá una estructura estatal que antecede al mercado y en la cual este se organiza; dicho de otra manera, no hay mercado sin contrato social previo, contrato que no pude ser asimilado a un mercado.

Volver al índice

Enciclopedia Virtual
Tienda
Libros Recomendados


1647 - Investigaciones socioambientales, educativas y humanísticas para el medio rural
Por: Miguel Ángel Sámano Rentería y Ramón Rivera Espinosa. (Coordinadores)

Este libro es producto del trabajo desarrollado por un grupo interdisciplinario de investigadores integrantes del Instituto de Investigaciones Socioambientales, Educativas y Humanísticas para el Medio Rural (IISEHMER).
Libro gratis
Congresos

9 al 23 de octubre
VI Congreso Virtual Internacional sobre

Arte y Sociedad: Paradigmas digitales

2 al 16 de octubre
I Congreso EUMEDNET sobre

Economía y contextos organizativos: nuevos retos

16 al 30 de octubre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Migración y Desarrollo

1 al 15 de noviembre
II Congreso Virtual Internacional sobre

Desigualdad Social, Económica y Educativa en el Siglo XXI

4 al 15 de diciembre
V Congreso Virtual Internacional sobre

Transformación e innovación en las organizaciones

11 al 22 de diciembre
I Congreso Virtual Internacional sobre

Economía Social y Desarrollo Local Sostenible

Enlaces Rápidos

Fundación Inca Garcilaso
Enciclopedia y Biblioteca virtual sobre economía
Universidad de Málaga