La Organización Celular y el Siglo XXI

"No existe maestro que nos pueda enseñar algo nuevo…Solo nos puede ayudar a recordar las cosas que siempre habíamos conocido"
Michael Cretu

Mi deseo auténtico en este libro es ayudar a las organizaciones a salir del círculo vicioso de confusión en el cual han caído en los últimos años. Porque ya no es factible intervenir con poco cuidado en las empresas como antes se hacía, adoptando la metodología de moda, o eliminando gente o áreas asumiendo que la situación mejorará invariablemente.

Espero que este libro sirva para reconsiderar las situaciones de desmotivación del personal, de poco interés por escuchar al medio ambiente, del poco énfasis que se le da a la administración de la tecnología, de falta de visión, de nulo interés en administrar el ciclo del negocio, del poco interés por aprovechar el talento, etc. Que este libro sirva para ver a la organización como un sistema con propiedades y nos aleje definitivamente de la imagen mecanicista que ahora se vuelve anacrónica y obsoleta.

Espero sinceramente que estas ideas sirvan para redimensionar el quehacer de la organización que se proyecta al Siglo XXI, a la cual veo con optimismo por el tipo de retos y oportunidades que ofrece, porque aunque las reglas de la selección están cambiando, también existirán nuevos enfoques y técnicas para coevolucionar adecuadamente con el medio ambiente. Es un asunto de darle al individuo la importancia que merece y de reconocer que formamos parte de sistemas vivientes con leyes y propiedades que deben ser entendidas para administrar correctamente a las organizaciones.

La época que nos ha tocado vivir requiere de nuevos enfoques, bien sólidos y fundamentados, que nos permitan relacionar todo lo que ocurre en la organización y nos quite el velo del pensamiento lineal. Necesitamos nuevos ojos para ver la organización, requerimos unir nuestra inteligencias para lograr la sinergia de los elementos que contiene la organización. Requerimos crear esa visión compartida que nos lleve más allá de nuestros filtros personales y nos permita ver con claridad la realidad como es y no como pensábamos que era.

En esta nueva Organización Celular cambiará radicalmente el trabajo de los líderes, y a diferencia de lo que se pensaba, surgirán nuevos puestos y roles para la administración de la Célula Organizacional. Me imagino a la organización exitosa como aquella que llegue a la maestría en la administración de la Complejidad y el Caos a través del Modelo Estructura-

Procesos y sus Principios, que será posible a través de la sinergia de talentos y de libertad para participar.

Siglo XXI será entonces sinónimo de flexibilidad, adaptación al entorno pero sin que la célula pierda su morfogénesis. La Célula vivirá conservando la esencia del sistema gracias el desarrollo balanceado de los procesos fundamentales, que apoyando el logro de la Visión del negocio, permitirá el logro de los objetivos gracias a su aprendizaje acumulado.

He tenido la oportunidad de validar este modelo con las experiencias más relevantes de las organizaciones en las que he trabajado o apoyado y el modelo funciona. Por eso me siento seguro y confiado de que aquellas organizaciones que se interesen en el podrán sacarle provecho, sin temor a equivocarse. Porque este modelo representa un paso mas en la administración de la complejidad en la organización y depende de la organización que sea un gran paso hacia la dirección del cambio de siglo.